19 feb. 2010

El tesoro de Tutankamon interpretado por Cartier / The treasure of Tutankhamun played by Cartier.

Reloj Egipcio, Cartier 1927. Oro, plara dorada, esmeraldas, madreperla, coral tallado, lapislázuli, cornalina, esmalte.
Sin duda la noticia arqueológica de la semana ha sido el resultado de las pruebas realizadas a la momia de Tutankamon (1346-1337 a.de C.). Los análisis, entre otros radiológicos y de ADN, realizados a 17 momias durante los años 2007 a 2009, finalmente han permitido identificar al padre del faraón como Akenatón, esposo de la legendaria reina Nefertiti. La madre del joven faraón al parecer es la momia KV35YL, cuyo nombre sigue siendo desconocido. También identificaron a su abuela, la reina Tye, madre de Akenatón. Los estudios revelaron asimismo una fractura de fémur en la momia de Tutankamon,(de ahí la presencia de cientos de bastones en su tumba) y que no murió asesinado, sino probablemente, de paludismo.
Howard Carter, apoyado por Lord Carnarvon, llevó a cabo la búsqueda de la tumba de Tutankamón en el valle de los Reyes, durante siete años.
Finalmente el 4 de Noviembre de 1922 cuando ya estaban a punto de desistir, el hallazgo de un escalón en el último tramo de roca debajo de la tumba de Ramsés VI, devolvió la esperanza a la expedición. Días más tarde, se hallaron el resto de escalones y la puerta. El día 26 de noviembre Carter practicó una pequeña abertura miró a través de ella. Cuando Lord Carnavon, le preguntó: "¿Se puede ver algo?", Howard Carter sólo pudo responder: "Sí, cosas maravillosas".
Habían hallado un verdadero tesoro.
Este descubrimiento tuvo una enorme influencia en occidente de antemano fascinado por el mundo oriental.

Broche de la diosa Sekhmet, realizado por pedido especial en 1925. Cartier adquiró una pequeña estatuilla egipcia de la segunda mitad del primer milenio al especialista en arte mediterráneo Kalebdjiam. A la derecha el broche Deidad Flor de Loto, realizado en Cartier París por pedido especial para Cartier NY, se ralizó a partir de una cabeza de Isis. Cartier ha intentado imitar una estatuilla de Nefertum , señor del perfume. El loto naciendo en las aguas primaverales.

Los hermanos Cartier que dirigían la empresa en el período en que se descubrió la tumba ( Louis en París, Jacques Pierre en Londres y en Nueva York )se distinguían por ser ellos mismos coleccionistas, entre otras, de antigüedades de Egipto, jade chino, manuscritos persas y esmeraldas India. Así que tenían conocimiento de primera mano de tales objetos, y de sus contextos originales, el uso y significado.

A esto debe añadirse además una impresionante colección de libros raros que los hermanos conocían bien.

Diseño para broche con Esfinge y la diosa Sekhmet. Cartier London, 1925.

Si bien los Cartier conocían las piezas de loza egipcia con anterioridad, será a partir de 1922 cuando estas colecciones además de servir como fuente de inspiración para su trabajo, se incorporarán a su joyería.

Diseño para la hebilla "Escarabajo", Cartier París 1926.Se realizó en oro, platino, esmalte, zafiros, diamantes y fragmentos de loza agipcia antigua.
El mayor número de joyas engarzadas con loza egipcia fue hecha por Cartier Londres.
Los más conocidos son los grandes broches en forma de escarabajos alados, en la que el cuerpo del escarabajo o las alas estan constituidos por loza antigua genuina. Aquellos realizados como hebilla para cinturón, como el diseño situado arriba, se vendían completos con cinturón de oro esmaltado o trenzados de seda negro.

Broche Escarabajo, diseñado por Cartier Londres en 1924. Realizado en oro, platino, esmeraldas, diamantes.
Las alas están formadas por piezas de loza egipcia.
Illustrated London News, 26 de enero de 1924.
Se ha escrito mucho acerca de los miembros de la aristocracia o la alta sociedad que llevaban joyas de Cartier, pero algunos de los clientes más incondicionales fueron otros coleccionistas, que podían comprender el verdadero alcance de los proyectos realizados por Cartier.Diseño de G. Barbier para la carta de invitación de una exhibición de Cartier en París en 1910.
Ya antes del descubrimiento de la tumba en 1922, los hermanos Cartier habían desarrollado una primera línea con motivos egipcios en 1910, con motivos como el loto, el papiro o la torre.

Neceser egipcio, realizado por Cartier en 1927.
La escena representa la figura de Horus Niño, el Salvador, con un escorpión y un león en las manos. Las dos placas talladas formaban originalmente el frontal y envés de un amuleto de la época tardía. La parte posterior presenta un conjuro mágico invocando la protección de Horus. Se tranformó en 1929 en una caja para cigarrillos eliminándose los compartimentos interiores.
Diseño para bolso, Cartier 1925.
Sobre el descubrimiento de la Tumba: http://club.telepolis.com/pmmancebo/tutankamon.htm.
Fotografías sobre el descubrimiento: http://sobrefotos.com/2007/11/08/fotos-historicas-el-descubrimiento-de-la-tumba-de-tutankamon/

Mas información sobre Cartier y Egipto en el libro: CARTIER, 1899-1949. The journey of a style.

3 comentarios :

  1. Pues me quedo con la hebilla y el bolso... Cartier es único, sus diseños un verdadero lujo. A lo que únicamente puedo llegar es a sus artículos de perfumería, en los que por cierto cuidan todos los detales al máximo. Por cierto , el reloj me parece bastante feo, con perdón, je, je.
    Un post de lo más glamuroso, lo cual se agradece en los tiempos que corren.
    Saludos y hasta pronto.

    ResponderEliminar
  2. Merci d'avoir un blog interessant

    ResponderEliminar
  3. Anónimo21/4/11 5:50

    Appreaciate for the work you have done into this post, it helps clear up a few questions I had.

    ResponderEliminar